Lense BioBio, Sobre nosotros

Todo empezó así.

Eduardo Pérez (Cofundador) hizo un video con vocabulario en Lengua de Señas para su práctica profesional como diseñador gráfico y, con permiso del director de la empresa, lo compartió en redes sociales volviéndose viral en muy poco tiempo. Fue así que Injuv, Senadis, Universidad Santo Tomas y un medio de comunicación local destacaran su esfuerzo por promover la Lengua de Señas en la comunidad y mostraron el gran interés de las personas por compartir y aprender Lengua de Señas Chilena pero para Eduardo esto fue el inicio de su deseo por enseñar su Lengua a los demás.

 

Por su parte José Lazcano (Cofundador), quien trabajó varios años  en educación media y  superior como Intérprete de Lengua de Señas Chilena con estudiantes Sordos, vivencio la falta de información sobre la Cultura Sorda y la Lengua de Señas, las pocas instancias de formación formal y que ese desconocimiento genera barreras y prejuicios en torno a la Comunidad de Personas Sordas.

Cosas tan simples como ir a médico y saber lo que te sucede es una situación de discapacidad para muchas personas Sordas, pues hay una barrera de comunicación que pone el entorno.

¿Qué podíamos hacer? Un día en una conversación de amigos en casa de José nació la idea de un Taller a la comunidad, se llamaría Lense Biobio.

De idea a Emprendimiento

Había que formalizar lo que habíamos comenzado, (octubre de 20017) pues  de inmediato vimos la buena acogida del primer grupo de estudiantes y el impacto en redes sociales generado por el interés de aprender.

A poco más de un mes nos llama  Jorge Bizama, Director de Social B Centro de emprendimiento e innovación social, quien nos invitó a reunirnos con él y parte del equipo. Fruto de esta reunión conseguimos formalizarnos como empresa y con su apoyo  recibir información necesaria y relevante para iniciar este camino como emprendedores.

Pasó una semana  y, casi sin darnos cuenta, estábamos en la oficina del Centro de Desarrollo de Negocios Concepción conversando con Marcela Vallejos, asesora especialista, y Gonzalo Llanos, Periodista,  planificando el crecimiento de Lense Biobio y nuestras futuras actividades y talleres.

Días después nos lanzamos a algo grande, el Festival internacional de Innovación Social  FIIS. El Centro de Desarrollo de negocios nos facilitó un stand en la Feria Laboral del FIIS, Interpretamos varias de las actividades finalizando en el  día parque en el escenario principal frente a unas 10.000 personas que nos aplaudieron y dieron mucho cariño.

Desde ese día nos cambió la vida y no hemos parado en esta aventura de emprender, una aventura con desafíos, aprendizajes pero por sobre todo mucha gente que nos da energía positiva.

Actualmente trabajamos en dependencias de Social B Centro de emprendimiento e innovación social (nuestra casa), somos clientes del Centro de Desarrollo de Negocios Concepción, formamos parte de la Red Inclusión Biobio y trabajamos codo a codo con la Agrupación de Personas Sordas de Talcahuano ADSST, siendo así un aporte en una red de trabajo mancomunado accesible, con impacto social y  una mirada inclusiva.

Ser emprendedor es lo mejor que nos ha pasado y, además, en este andar nos topamos con gente que solo nos da buena onda, energías positivas y mucha enseñanza.